Dueña de cafetería contrata a un vagabundo. Dos semanas después encuentra esto en la cocina!


La dueña de una cafetería llamada Abi's Café, tomó la decisión de ofrecerle trabajo a un vagabundo de nombre Marcus, ya que ella siempre ha creído que todas las personas merecen una segunda oportunidad.




Desafortunadamente, cuando no cuentas con experiencia, tienes antecedentes penales o tienes más de 30 años de edad, hace que encontrar empleo sea muy difícil, por lo que debido a esto hay mucha gente que mendiga en las calles.


La historia de Marcus en la cafetería de Abi comenzó cuando él llegó a pedirle una moneda, por lo que Abi al encontrarse con problemas económicos y necesitando personal en su cafetería le dijo a Marcus que le ofrecía empleo, y él sin dudarlo le respondió emocionado que le encantaría tener un empleo, ya que le daba pena pedir dinero a las personas en las calles, pero que al final terminó por acostumbrarse a la necesidad de pedir dinero para poder comer algo.


La importancia de no juzgar a las personas por su apariencia

 

Por otro lado, seguramente muchas personas abrían corrido a Marcus de su negocio, pero el buen corazón de Abi le dio una oportunidad que le cambió la vida a Marcus.


Cuando Abi contrató a Marcus  para que le ayudara en la limpieza de la cocina y le explicó que por el momento no podría darle un sueldo, ya que estaba pasando por problemas económicos, le aseguró que no le faltaría comida y que encuanto la situación económica de su cafetería se estableciera le daría su sueldo, a lo que Marcus aceptó con mucho entusiasmo y sin poder creer que finalmente tenía empleo.

Por lo tanto, en cuanto el café se estabilizó Marcus empezó a recibir su sueldo, por lo que ya no permitió que Abi le diera comida, debido a que él se sentía orgulloso de poder pagársela el mismo con su esfuerzo y trabajo, lo que lo hacía sentir alguien mejor recuperando la confianza de él mismo y la de los demás. Esto no sólo le ayudó a ser una persona autosuficiente sino también a hacer amigos que se convirtieron en su nueva familia.

Sin duda, Marcus demostró el gran corazón que tiene y lo agradecido que está con la vida ayudando a personas en situación de calle, y es que en una ocasión Abi se dio cuenta que Marcus utilizaba parte de su dinero para comprar comida a los vagabundos.

Esta linda anécdota la compartió Abi en su cuenta de facebook en la que siguió comentando positivamente sobre Marcus. Además, recalcó que no sólo hacía sus labores correspondientes sino que también le ayudaba con tareas extras, y menciona que Marcus es muy responsable en su trabajo.