Consejos para practicar el 6.9, la mejor forma de dar y recibir p.l.@.c.3.r



Si hay una postura del k.@.m.@.s.u.t.r.@ que se ha ganado a pulso su popularidad, esa es la postura del 6.9.



Adorada por muchos y mitificada en la historia, requiere una serie de consejos para conseguir que el acto s.3.x.u.@.l sea óptimo. Y es que es una postura complicada y que requiere un grado mínimo de complicidad entre la pareja que lo practique.


El 6.9 se basa en dar y recibir s.3.x.0 0.r.@.l al mismo tiempo y para muchos está considerada la postura más “igualitaria” del k.@.m.@.s.u.t.r.@ ya que ambas partes estimulan y son estimuladas al mismo tiempo.


Esta postura es recomendable practicarla como parte de los preliminares, aunque también es eficaz hacer un parón durante el encuentro s.3.x.u.@.l para estimular de forma 0.r.@.l a la pareja y así aumentar la pasión.

La higiene es fundamental: nuestras partes más íntimas estarán completamente expuestas y la estimulación @.n.@.l puede darse durante su práctica, por lo que aconsejamos ducharse antes del s.3.x.0.

La postura es clave para un buen 6.9

Hay que tener en cuenta la altura de cada uno y su peso, ya que eso influirá a la hora de colocarse. El miembro de menor peso debe colocarse arriba, por lo que tendrá el control de la situación.

Si la mujer está arriba, sus partes !.n.t.!.m.@.s quedarán justo en la cara de la pareja, mientras que si el hombre está arriba su m.!.3.m.b.r.0 entrará directamente en la b.0.c.@ de su pareja.

Es importante ponerse de acuerdo y encontrar la posición ideal para disfrutar al máximo del momento.

No te olvides de las manos

Son parte del juego del s.3.x,0, y en la postura del 6.9 las necesitarás para m.@.s.t.u.r.b.@.r a la pareja. Estimular la zona con las manos es una buena manera de 3.x.c.!.t.@.r – aún más – a la pareja y disfrutar al máximo de esta postura.